¿Cómo mantener la motivación para hacer ejercicio?

mantener la motivacion para hacer ejercicio

Mantener la motivación para hacer ejercicio es una de las grandes dificultades que se encuentran quienes empiezan a ejercitarse. Se empieza con ilusión pero esta decae y aparece el tedio y el aburrimiento que hace que el ejercicio, sea el que sea, comience a dejar de ser tan divertido como el primer día. Desde todarespuesta te ofrecemos unos consejos que te ayudarán a mantener la motivación para hacer ejercicio.

Ponte metas

Ponte metas a corto plazo y a largo plazo. Sea cual sea el ejercicio que has empezado a hacer plantéate hasta dónde vas a llegar esa semana y a dónde quieres llegar en, por ejemplo, 6 meses. Tener un objetivo, ayuda a pensar en ese plazo, corto y largo y nos mantiene centrados en la meta. Si, por ejemplo decides que vas a caminar 40 minutos al día cuenta el tiempo, usa una app para controlar cuánto caminas y así podrás retarte día a día a caminar un poco más y mejorar tu ritmo.

Hazlo divertido

Encuentra la actividad que mejor se adapte a ti, prueba las que necesites pero no sigas haciendo algo que no disfrutas. Si no estás a gusto experimentarás un rechazo al ejercicio, no solo a la actividad en si. Busca el deporte que te guste o prueba todas las actividades de tu gimnasio antes de decidirte por una en concreto.

Parte de la rutina

Es dificil encontrar tiempo para el ejercicio pero no pongas escusas. Programa este tiempo como lo que es, algo importante en tu rutina diaria. Ponlo en la agenda, reserva ese tiempo como lo reservarías para una reunión de trabajo ineludible.

Más allá del ejercicio programado plantéate pequeños paseos o ejercicios en los tiempos de descanso del trabajo o mientras ves la TV. Evita pasar demasiado tiempo en la misma postura.

Todo por escrito

Escribe tus metas, y el ejercicio que haces cada día, mantén todo organizado y observa tus progresos. Tanto si te ejercitas para bajar peso como si es para aumentar el volumen muscular como para mejorar tus tiempos, … da igual haz un seguimiento y observa cómo te acercas a tus objetivos.

Mejor en compañía

Tener a alguien que te acompañe ayuda mucho a mantener la motivación para hacer ejercicio de forma regular. Por un lado el hecho de estar acompañado lo hará más entretenido, tener alguien con quien compartir los progresos y los problemas siempre es agradable. Por otro lado la presión de grupo nos ayudará a obligarnos de alguna manera a mantener esa actividad.