¿Qué son las varices y cómo prevenirlas?

varices cómo prevenirlas

Las varices son una afectación de las venas, principalmente de las extremidades inferiores (piernas), consiste en que estas se dilatan, aumentan de diámetro y se hacen tortuosas, siendo visibles a través de la piel.

Esto viene acompañado de una serie de síntomas como son: Pesadez en las  piernas, cansancio, sensación de hinchazón y calambres fuertes nocturnos.

En algunos casos y si la dolencia avanza, la piel puede tornarse de color oscuro y pueden aparecer úlceras.

¿Cómo prevenirlas?

Lo recomendable es evitar estar largos períodos de tiempo parado o sentado, sin tomarte un descanso, es decir hacer a un lado el ser sedentario. Esto puede prevenir que las várices se pongan peor, reduce el dolor y evita que se formen más várices. Además, es importante hacer ejercicio para mover las piernas y mejorar el tono muscular. Si tienes sobrepeso, debes bajar de peso para mejorar la circulación.

También se recomienda no usar ropa demasiado ajustada, especialmente en la cadera, muslos y piernas, ya que este tipo de ropa puede empeorar las várices. También, evita los tacones. Los tacones más bajos pueden ayudar a tonificar los músculos y esto a su vez mejora la circulación. Además, el médico podría indicar que uses medias de compresión, que mantienen la presión de la sangre y reducen la inflamación de las piernas.

En algunos casos estas varices son hereditarias, así que consulta el historial médico familiar, así sabrás si tienes más posibilidades de contraerlas, y prevenirlas a tiempo.

¿Cómo se tratan las varices?

Hay dos maneras de enfocar el tatamiento:

Por un lado es importante cambiar algunos hábitos como abandonar el sedentarismo, hacer un ejercicio moderado de forma regular, evitar ambientes cálidos como las saunas, la depilación con cera, el tabaco y el alcohol y la ropa ceñida.

Por otro lado se debe consultar a tu médico ya que hay procedimientos médicos que ayudan tanto a aliviar los síntomas y evitar complicaciones como a mejorar el aspecto físico.

Para una explicación más completa desde un punto de vista médico se puede consultar este artículo.